Bolsonaro tras detención de militar de su comitiva por narcotráfico: «Esto pasa en todo el mundo»

El mandatario aseguró que este hecho «enlodó el nombre de las instituciones y el de Brasil».

 

EFE

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, se refirió por primera vez a la polémica detención de un militar, miembro de su comitiva, con 39 kilos de cocaína en España.

El mandatario aseguró que este hecho «perjudicó» a Brasil y «enlodó» el nombre de las instituciones, pero señaló que ese tipo de hechos no son exclusivos del gigante suramericano sino que ocurren en todo el mundo.

«Esto está siendo investigado. Él echó a perder su vida. Enlodó el nombre de instituciones; ha perjudicado un poco a Brasil, pero esto sucede en cualquier lugar del mundo, en cualquier institución», dijo Bolsonaro tras llegar a Brasil procedente de Osaka, donde participo en la Cumbre del G20 en Japón.

En su pronunciamiento, el ultraderechista lamentó nuevamente que el militar no hubiese sido capturado en Indonesia, país donde el narcotráfico se castiga con la pena de muerte.

«Mi gran lamento es que no haya sido en Indonesia», enfatizó Bolsonaro, al referirse al caso del brasileño Marco Archer, muerto en Java en 2015, después de haber sido arrestado con 13 kilos de cocaína.

El segundo sargento Manoel Silva Rodrigues, como ha sido identificado por la prensa brasileña, fue arrestado el martes en el aeropuerto de San Pablo de Sevilla con 39 kilos de cocaína en su maleta.

«Será juzgado sin condescendencia»

El suboficial, actualmente preso en esa ciudad del sur de España y quien no se movilizó en la aeronave en la que viajaba el presidente, pertenecía a la expedición de apoyo del mandatario brasileño durante su viaje a Japón.

El avión presidencial donde se transportaba Bolsonaro tenía planeado hacer una parada técnica en esa ciudad antes de continuar su ruta hacia Osaka, pero a último momento decidió hacerla en Lisboa, la capital de Portugal.

En el único pronunciamiento público que ha hecho sobre el tema el ministro de Defensa de Brasil, Fernando Azevedo, señaló en una corta declaración que el militar brasileño será juzgado «sin condescendencia por la Justicia española y por la brasileña».